Please ensure Javascript is enabled for purposes of website accessibility

Preguntas frecuentes sobre el cuidado quiropráctico

La quiropráctica tiene un excelente historial de seguridad y está ampliamente reconocida como una terapia eficaz, no invasiva y sin fármacos para el tratamiento del dolor de cabeza, el dolor de cuello, el dolor de espalda y muchos problemas relacionados con la columna vertebral. La mayoría de los pacientes experimentan alivio después de un ajuste.

Un quiropráctico puede saber si su dolor se debe a vértebras mal alineadas y realinear la columna vertebral a su posición correcta. El especialista utiliza sus manos para aplicar una suave presión en la región afectada con el fin de corregir el problema subyacente para restaurar o mejorar la función de la articulación, lo que proporciona alivio del dolor. Con un empuje suave y controlado de las manos, el especialista es capaz de corregir la subluxación (vértebras desalineadas) y proporcionar alivio del dolor.

La manipulación o el ajuste quiropráctico es un procedimiento muy controlado que sólo implica una fuerza mínima y una presión suave. Rara vez causa molestias. La mayoría de los pacientes sienten alivio inmediatamente después del tratamiento.